Educando en el cariño a los animales

Una de las cosas que he intentado inculcar a mi hijo desde que nació es mi pasión por los animales. Y como los niños aprenden imitando, trato de que muestre todo el interés del mundo cuando se cruza en nuestro camino un perro, una paloma o un gorrión. Y parece que lo estoy consiguiendo. Si ve un perro o una paloma desde la silleta se levanta y los mira fijamente haciendo algo así como un ¡uuuhhh! de emoción solo comparable a la visión de una galleta.

Ahora que con 13 meses va entendiendo lo que le digo, uso la táctica de “vamos a ver perritos” para que no me monte el pollo cuando lo meto en la silleta. Y si el perro es conocido (como el de mi vecina, que es un amor) le pongo frente a él y se lo pasa pipa mirándolo e intentándolo tocar, hasta en el hocico. Me encanta señalarle cualquier animal y que se muestre feliz y sin ningún tipo de miedo, porque estoy convencida de que es el primer paso para que aprenda a respetar la naturaleza y a cuidarla.

Conozco bebés a los que no les hacen ni pizca de gracia los perros y coincide que es porque a sus padres tampoco. El miedo a los animales también se enseña. Por eso, me dio muchísima pena cuando nuestros dos canarios, un macho y una hembra amaestrados, murieron el verano en que yo estaba embarazada de cinco meses.

Me hubiera gustado que mi hijo jugara con ellos y les persiguiera por el salón cuando estaban sueltos. Le habría enseñado a darles pan y a prepararles la bañerita para ver cómo ponían todo perdido de agua. Seguro que habría disfrutado como el enano que es. Tendrá que ser con los animales de otros, pero será. Estoy segura de que en cuanto me pida tener una mascota, y a pesar de la opinión de su padre, el primer pez llegará muy rápido. ¿Tenéis mascota y bebé en casa? ¿Cómo se llevan con los niños?

Por cierto, ese canario guapo de la foto era el mío, Dylan, y ya veis qué bien posaba.

Anuncios

4 pensamientos en “Educando en el cariño a los animales

  1. que penita lo de tus canarios!! 😦
    sí que tenemos perro, un labrador de 6 años, y es Haizea la que se le acerca y le toca y le chasquea con la boca para saludarle 😉 Pero al perro le pasa como con los cachorros, cuando le agobian se levanta y se va! Asi que el día que empiece a andar…pobrecillo!jiji.
    Coincido contigo en la importancia de inculcarles el respeto a los animales y a la naturaleza.

  2. En casa no somos demasiado amantes de los animales, en cambio al peque sí. Tenemos una vecina con un perrito muy mayor y como lo ha visto desde recién nacido, lo mete en su casa q tiene un gato tb, resulta q ya lo ha agarrado del pelo un par de veces con buen estiron en plan “colegas” creo.
    Desde luego se entienden y los dos estan tan agusto!
    Cuando va en la silleta como con su padre
    persiguen a palomas y tb se vuelve loco, Se parte de risa y su padre, sin medida!
    asi q en este tema, él es quien mos gana a
    “naturalidad” con el mundo animal y
    nosotros encantados.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s