Abuelos primerizos

Hay veces en que sospecho que el enano quiere más a su amatxi que a mí. Lo veo claro cuando lo dejamos en casa de los abuelos porque su padre y yo nos vamos a trabajar,  me despido de él y ni mira hacia atrás, se abraza fuerte a mi madre y le señala que quiere ir a ver qué se cuece por la cocina. Jamás le ha dado pena que le dejáramos con ella, es más, en cuanto ve que llegamos al portal de su casa se pone tan feliz como unas castañuelas. Prácticamente se tira de mis brazos a los suyos, en plan triple salto mortal. Vamos, que poco le importa que su padre o yo nos vayamos, si se queda con ella.

¿El sueño de todos los padres, verdad? Sí, lo es, aunque a veces me mosquea ver que sigue jugando con su amatxi como si nada cuando yo llego de trabajar.

stuartmills

La relación entre mi madre y mi hijo es muy especial, y además se notó enseguida. Después de nosotros dos, es la tercera persona con la que más tiempo ha pasado. Antes de cumplir los tres meses, se reía a carcajada limpia con ella, reconocía su voz y reaccionaba cuando la escuchaba, algo que sólo hacía con nosotros. Y día a día, la unión se ha hecho más fuerte. Se nota en cosas tan tontas como que, aparte de a mí, sólo le ha acariciado a ella para regalarle un “guapa, guapa” que le tiene loca.

Y la amatxi está que no cabe en sí de orgullo por su primer nieto. Recuerdo que antes de que naciera me dijo que ella no iba a ser la típica abuela que dice que su nieto es el más listo y guapo y que no lo iba a malcriar. Creo que, si no lo ha hecho ya, pronto empezará a comerse sus palabras. Lo de mis padres con su primerísimo primer nieto ha sido un flechazo y una metamorfosis espectacular.

Porque no sólo hay padres primerizos, también hay abuelos primerizos, cómo no. Abuelos que nunca han ejercido como tal pero que de pronto descubren a una nueva personita que les demanda que ejerzan un nuevo rol en su vida, libre de la responsabilidad que soportan los padres (o así debería serlo) y cargado de buenos y emotivos momentos.

imagerymajestic

El otro día escuché en la radio hablar de que los hombres desean menos un nieto que las mujeres. O al menos, piensan menos en ello, aunque sean los primeros sorprendidos con la ilusión de tener un primer nieto. No he encontrado el estudio, pero con mi padre lo han clavado. Cuando anunciamos que estaba embarazada se quedó petrificado y la palidez le duró una semana. Y en cuanto nació el enano, se volcó tanto en él que ya lo ha rebautizado “el heredero”, pasándonos por encima de la línea sucesoria a mis hermanos y a mí. Cuando ve a nuestro pitufo se le ilumina la cara y rejuvenece diez años. Lo mismo le pasó a un jefe que tuve hace unos años de carácter complicado. Lo único que le consiguió ablandar y dulcificar fue tener un nieto. Bendito nieto.

Una amiga me confesó hace un tiempo que ella no quería ser madre, al menos de momento. No le atrae la idea y no siente que tenga instinto maternal. Sin embargo, -toma contradicción-, sí quiere ser abuela y rodearse de nietos. Quizá por esa razón, decía, sí acabe teniendo descendencia. La relación entre abuelos y nietos es muy especial y, de hecho, potenciar esta relación tiene beneficios psicológicos para ambas partes (aquí está el estudio): los abuelos son un ejemplo y transmiten valores para los niños y éstos evitan depresiones a los mayores. 

Sé que este año en el que nos hemos evitado la guardería, abuela y nieto están disfrutando como nunca de su mutua compañía. Dicen por ahí que con el primer nieto los abuelos establecen una relación especial y que se las emociones se viven con más intensidad que nunca ¿Será como tener el primer hijo? ¿Cómo es el lazo entre vuestros hijos y sus abuelos?

 

Imágenes de Imagerymastic y Stuart Miles, de Freedigitalphotos.net

Anuncios

26 pensamientos en “Abuelos primerizos

    • Nosotros no le hemos dejado aún durmiendo solo con los abuelos pero creo que se quedaría a gusto. Seguro que más de un día lo mandamos para allá, ellos están deseando. Gracias por el comentario 😉

  1. Jaja, no te mosquees, mis hijos ven a mi padre y pasan de mi, y eso q cuido yo de ellos a diario y no ven a mi padre todos los días. Date cuenta de q los crios son más listos q el hambre y un pelin interrsados,jaja.. Y mi padre babea, me lo va diciendo la gente, y les consiente casi todo, lo cual no me parece mal… En fin, los abuelos xa los nietos son especiales… Mi madre como aun es muy joven,trabaja, y como digo yo, crio 4 hijos seguidos, pues pasa menos tiempo con los peques pero tambièn babea 😉

  2. Mis hijos apenas ven a mis padres por la distancia, pero con sus otros abuelos tienen una relación muy especial. De hecho cuando nació mi hija mayor, la reacción de mis suegros ¡fue jubilarse! para pasar mucho tiempo con su nieta. Y ella les adora, si pudiera viviría con ellos jaja!

  3. A mi madre le ha cambiado la vida desde que UBMF llegó; ella fue la primera que le cogió en sus brazos y con la primera que soltó una carcajada. Le encanta estar con ella…pero es que le aporta tanto!!! Olé por esas abuelas.

    Besosssss

  4. ¡Jajaja! Me ha encantado lo del sobrenombre de “El heredero”. Mi madre ya tenía una nieta anterior, pero no sé qué es lo que tiene para los niños que tanto mi sobrinita como la bichilla se quedan extasiadas con ella, no lloran, les sonríen y se les quedan pegadas allá a dónde van. El caso de mi padre es diferentes, es más despegadito y sólo quiere tener a las niñas en brazos y tumbaditas boca arriba como si fuesen recién nacidas, y claro, una con 4 meses y la otra con 2 años y medio, ninguna está por la labor de quedarse inmóviles para que el abuelo las contemple. Y en el lado del papá de la bichilla, que sí que son abuelos primerizos, la situación es totalmente diferente y no va nada bien, porque la niña en cuanto los ve se pone a gritar y llorar como si estuviera poseída y no hay forma de que se calme. Ellos estaban muy ilusionados con su primera nieta pero la bicharraca esta se niega a intimar con ellos, aunque por suerte parece que durante el último fin de semana la cosa ha ido mejorando.

  5. Es cierto que la relación con los abuelos es especial, en nuestro caso, sobre todo del bichito con mi madre…

    Es precioso verlas juntas, a mi también me da incluso algo de pelusilla como a ti.

    Besos guapa!

  6. En nuestro caso también son todos abuelos primerizos y aunque Mara es muy peque, sí que he notado un vínculo muy especial con mi madre. Con ella se queda súper tranquila y relajada, siendo la pequeña saltamontes el terremoto que es. Y mi padre también está chochito perdido. Hace poco lo operaron del hombro y lo pasó falta porque no podía cogerla. La pena para ellos (y para nosotros) es que la ven una vez al mes o cada dos meses por la distancia, por eso noto que no quieren despegarse de ella ni un momento.
    Por cierto, mi madre, cuando yo era peque, lo pasó fatal. Me dejaba en casa de mi abuela cuando se iba a trabajar y yo me quedaba tan contento. Y cuando venían a recogerme yo me pillaba unos rebotes de miedo porque no me quería ir de casa de mis abuelos. La pobre pensaba que yo no le quería y se cogía unas lloreras… 🙂

    • Ostrás pedrín qué buena historia. Es que está genial que el peque se quede con la abuela tan feliz, pero que llore cuando vas a recogerle… Es para mosquear, pobre madre la tuya. Mira que eras… jajaja. Qué pena que la vean tan poco, aunque con lo maramoto que es, seguro que el tiempo con ella cunde el doble. Un beso y ¡buen finde!

  7. Yo he disfrutado tantísimo de mis abuelos y mis abuelos de mi… (o eso han dicho siempre! jaja) me da mucha pena ver como ahora la maternidad se va retrasando tanto, por cuestiones económicas, laborales o las que sean, que en muchos casos los abuelos ya no están los pobres para aguantar el trote de los pequeños, por pillarles demasiado mayores.
    El “heredero”, me ha encantado XD

  8. A mi madre le ha dado todo, es su principal ilusión.
    Además de ser muy deseado por ser el pirmero, mi padre falleció hace menos de 4 años y no se recuperaba, hacían todo juntos y fue una enfermedad muy rápida así que ella se quedo muy triste y se enfadaba por todo, estaba con rabia.
    Ahora todo es para él!!! Lo grita a los cuatro vientos con orgullo y si no le dejamos o le comentamos algo de lo que tiene previsto, nos riñe a los demás y no veas de que manera!!! La complicidad y cariño que tiene con él me hace volver a verla feliz. Una gozada.

  9. Aayyy los abuelikos… Mi nenita tiene 4 abuelos y 4 bisabuelos! Asi que imaginate! Con casi 9 meses que tiene nunca nos hemos separado de ella y ultimamente estoy pensando si la dejaremos con alguno de los abuelos para el txupinazo..jeje. Hasta hace poco lloraba mucho con los abuelos paternos…ahora ya ha pillado confianza y esta en su salsa con todos. Me ha encantado a mi tb lo del heredero jeje. Muxus

  10. Redondo tiene una relación estupenda con mis padres, los quiere con locura y a mi hermana también. Le encanta estar en su casa, y cuando vienen ellos de visita a la nuestra siempre se pone a llorar cuando se van… nos da una penita…
    Por cierto, mi padre también le llama “el heredero” a Redondo 🙂
    Un beso!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s